Saltar al contenido
Batanbruits

Alimentos con Colágeno

alimentos con colágeno

Si usted ha buscado maneras de retrasar el proceso de envejecimiento y mantener su piel lisa, rellena y flexible, lo más probable es que se haya encontrado con colágeno. Y si alguna vez te has preguntado para qué sirve el colágeno, cuando realmente no tener colágeno en nuestro organismo sería nefasto para todo, desde los huesos, cartílagos, piel, cabello, etc. Además de no podernos mover por el dolor general de las articulaciones.

Alimentos con Colágeno, saber más

El colágeno es una proteína que se encuentra en todo el cuerpo. De hecho, aproximadamente el 30% de la proteína de nuestro cuerpo es colágeno. Si bien es un nutriente altamente concentrado en la dura capa interna de la piel (y quizás más conocido por mantener la piel firme y joven), el colágeno también se encuentra en el cabello, las uñas, las articulaciones y el tejido intestinal. El Dr. Josh Axe describe muy bien la función del colágeno: como el «pegamento» que nos mantiene unidos. Existen al menos 16 tipos de colágeno en el cuerpo (1). Aproximadamente el 90% del colágeno que se encuentra en el cuerpo humano son de los tipos I, II y III. Los tipos de colágeno I y II se concentran en la piel, los huesos, los tendones y los ligamentos, mientras que el tipo II se encuentra principalmente en las articulaciones.

Nuestros cuerpos producen colágeno, pero a medida que nos adentramos en los últimos 20 años, nuestra producción natural de colágeno comienza a disminuir. Esto es cuando los signos visibles de la superficie de envejecimiento, tales como líneas finas y arrugas. Además del proceso natural de envejecimiento, las toxinas y los contaminantes ambientales, la exposición excesiva al sol, el tabaquismo y el consumo de una dieta rica en azúcar refinado y alimentos fritos también destruyen nuestro colágeno natural. Estos factores pueden interferir con la producción futura de colágeno y pueden causar signos visibles de envejecimiento (3).

Alimentos con Colágeno, como actuar

Afortunadamente, hay una manera de prevenir la descomposición del colágeno y aumentar la producción de colágeno de forma natural, y todo comienza con lo que hay en el plato. Olvídese del botox, las inyecciones o los suplementos costosos: muchos alimentos que se encuentran en la naturaleza contienen los nutrientes necesarios para formar colágeno, lo que hace de su dieta un arma contra las líneas finas, las arrugas y otros signos de envejecimiento. Si pudiéramos recomendar un solo alimento para promover la producción de colágeno, sería el caldo de hueso. Aunque la mayoría de los alimentos contienen antioxidantes y otros nutrientes para ayudar al cuerpo a sintetizar el colágeno, el caldo de huesos es uno de los pocos alimentos que contienen una forma biodisponible de colágeno que su cuerpo puede utilizar de inmediato.

Debido a que los tipos de colágeno I, II y III se concentran en los tendones, ligamentos, huesos y articulaciones, cocinar estas partes de los animales durante largos períodos de tiempo ayuda a liberar colágeno de los huesos (así como de otros aminoácidos, proteínas y electrolitos), resultando en un caldo que contiene colágeno natural. El caldo de hueso de res contiene colágeno tipo I, lo que lo convierte en una buena opción para mantener la salud de la piel, mientras que el caldo de pollo y pavo es más alto que el colágeno tipo II para mantener las articulaciones.

Alimentos con Colágeno, los 12 alimentos más ricos en Colágeno

Salmón salvaje

El salmón salvaje contiene zinc, un oligoelemento que ha demostrado activar las proteínas necesarias para la síntesis de colágeno. El salmón salvaje es también una fuente de ácidos grasos esenciales omega 3, que ayudan a reducir la inflamación y a mantener la salud de la piel.  Los Omega 3 también hidratan la piel de adentro hacia afuera, lo que naturalmente promueve una apariencia más juvenil.

Nuestro cuerpo no pueden producir ácidos grasos esenciales omega-3, así que debemos obtenerlos de fuentes dietéticas. Si usted no es un fanático del salmón, puede obtener sus omega-3 de otros pescados grasos como la caballa y el atún, mariscos, huevos orgánicos y carnes alimentadas con pasto.

Nota: Siempre es mejor elegir salmón salvaje en lugar de salmón de piscifactoría, siempre que sea posible. El salmón de piscifactoría puede contener toxinas como los PCB, que pueden dañar la salud celular.

Chlorella

Chlorella es un alga unicelular que se vende en forma de tableta verde o en polvo. La chlorella no sólo es una fuente de betacaroteno, sino que también contiene otro nutriente que puede ayudar a aumentar la producción de colágeno: Factor de Crecimiento de Chlorella. El Factor de Crecimiento de Chlorella, también conocido como CGF, es un nutriente que es totalmente exclusivo de la chlorella. El CGF contiene los ácidos nucleicos ARN y ADN, que dan a nuestras células «instrucciones» sobre las funciones que deben desempeñar, incluyendo la reparación y regeneración celular, que pueden promover la síntesis de colágeno. Puede tomar chlorella en polvo y añadirlo a sus batidos o tomar tabletas de chlorella como suplemento.

Hojas Verdes

Sabemos que las verduras verdes son algunos de los alimentos más ricos en nutrientes del planeta, pero también pueden ser una poderosa forma de prevenir la descomposición del colágeno. Todos los alimentos vegetales verdes (como la col china, las algas verdes, la rúcula, la col rizada, la lechuga, las judías verdes y el brócoli) contienen clorofila, que es el pigmento que da a las plantas su vibrante color verde. Los estudios han demostrado que el consumo de clorofila puede aumentar el precursor del colágeno (procolágeno) en la piel. También se ha demostrado que los suplementos de clorofila y clorofila líquida (que son una forma fácil de obtener una dosis concentrada de clorofila) proporcionan una fuerte actividad antioxidante contra el daño de los rayos UV y los radicales libres de las toxinas que promueven el envejecimiento prematuro.

Cítricos

La vitamina C ayuda a «unir» los aminoácidos necesarios para formar colágeno, como la prolina, lo que la convierte en un nutriente esencial en la fase de producción de pre-colágeno. Como antioxidante, la vitamina C también protege contra las toxinas que se encuentran en el aire, los alimentos y el agua que contribuyen a descomponer el colágeno y dañar la capa interna de la piel. La vitamina C también puede ayudar a reparar y regenerar las células de la piel, razón por la cual se agrega comúnmente a las producciones del cuidado de la piel. Las frutas cítricas son fuentes de vitamina C, así que asegúrese de cargar sus batidos, aderezos para ensaladas y recetas caseras de agua vitaminada con limón, lima, naranja y toronja.

Huevos

Los huevos de pollo son otro de los raros alimentos que en realidad contienen colágeno en las membranas de la yema y la cáscara del huevo. De hecho, los suplementos de membrana de cáscara de huevo se han convertido en un remedio natural popular para apoyar la salud de las articulaciones debido a su contenido de colágeno. Los huevos también contienen azufre, un oligoelemento necesario para la producción de colágeno. El azufre también ayuda a la salud del hígado.

Bayas

Las bayas contienen un nutriente llamado ácido elágico, que se ha demostrado que previene la descomposición del colágeno por el daño de los rayos UV. Al igual que las frutas cítricas, las bayas contienen vitamina C, la cual, como usted sabe ahora, ayuda a unir aminoácidos específicos para la formación de colágeno.

Tomates

Los tomates contienen el antioxidante licopeno, que ha demostrado proteger la piel del daño solar y prevenir la descomposición del colágeno. Los tomates contienen una variedad de antioxidantes (incluyendo la vitamina C), que protegen la piel a nivel celular, por lo que nunca está de más incluirlos en su dieta.

Semillas de calabaza

Las semillas de calabaza son una de las fuentes vegetales más ricas de zinc, que como se mencionó anteriormente, actúa como un cofactor para la síntesis de colágeno. Los estudios también han demostrado que tomar suplementos de zinc puede ayudar a reducir la tasa de descomposición del colágeno. El zinc también favorece la salud de la piel. Otras fuentes vegetales de zinc incluyen los frijoles rojos, espinacas, garbanzos, nueces, anacardos y almendras.

Aguacates

Otro alimento con poderosos beneficios antioxidantes, los aguacates proporcionan vitamina E, que puede ayudar a prevenir la descomposición del colágeno y favorece la salud general de la piel.

Ajo

Puede valer la pena aguantar el aliento de ajo a cambio de una piel más joven. Como se mencionó anteriormente, el azufre es un oligoelemento que ayuda a sintetizar y prevenir la descomposición del colágeno. El ajo y sus primos cercanos puerros y cebollas son fuentes dietéticas de azufre, así que no tenga miedo de añadirlos a sus recetas en abundancia.

Semillas de Chía

Las semillas de chía son una excelente fuente vegetal de ácidos grasos esenciales omega-3. Estas grasas saludables contribuyen al antienvejecimiento al crear células de la piel sanas y proporcionar humedad a la piel, lo que ayuda a crear una apariencia suave y flexible de adentro hacia afuera.

Alimentos con Colágeno ¿Qué pasa con los suplementos de colágeno?

Es una buena idea tomar un suplemento de colágeno para los beneficios antienvejecimiento, los nutrientes de los suplementos son biodisponibles, lo que significa que son fácilmente absorbidos o utilizados por el cuerpo para su propósito previsto.

Personalmente, recomendamos usar COLAGENPOL COMPLEX cuando se trata de aumentar la ingesta de colágeno. Es la manera más efectiva de mantener los niveles de colágeno en su cuerpo.