Saltar al contenido
Batanbruits

Alquiler con Opción a Compra

alquiler con opción a compra

A continuación vamos a estudiar detenidamente en que consiste el alquiler con opción a compra, en qué casos puede ser indicado y en que otros casos puede ser una gran equivocación, al mismo tiempo que intentaremos dar respuesta a una pregunta que se hace la gran mayoría de gente y es que realmente el alquiler con opción a compra beneficia al comprador o al vendedor.

Alquiler con Opción a Compra, análisis profundo

Cuando llego la famosa burbuja inmobiliaria, debido a la gran multitud de propiedades que habían expuestas para ser ocupadas, tanto para la venta como para el alquiler, el mercado estaba acaparado por los bancos, es decir, estos tenían los bienes de los constructores ya que estos últimos no podían hacer frente a los créditos y por lo tanto los bancos se quedaban con lo construido, por lo tanto la banca se había convertido en un monstruo inmobiliario que lo único que le estaba haciendo es incrementar sus pérdidas, ya que la mayoría de los bancos no tenían liquidez monetaria, tenían ladrillos y ladrillos, que encima todos sabemos que una propiedad vacía necesita invertir en mantenimiento y gastos comunitarios, por lo tanto eso multiplicado por miles y miles, era un verdadero problema para la banca, por lo que pusieron la maquinaria pensante y sacaron un mix entre un alquiler y una venta, resumiendo la necesidad del mercado hizo sacar esa nueva forma de empaquetar una propiedad, seguidamente se instauro bastante fuerte en el mercado.

El alquiler con opción a compra si lo analizamos detenidamente, es un contrato entre el comprador y el vendedor, por lo que el acuerdo entre ellos es el que pone en énfasis las cláusula del mismo, entonces no se puede poner un baremo fijo para todo ello, por lo que volvemos a lo mismo, cuando una parte tiene mucha necesidad de vender, empieza a bajar el precio de su propiedad, pues esta modalidad era exactamente lo mismo, el inquilino tenía la posibilidad de poder comprar el inmueble a la finalización del contrato restando lo pagado anteriormente como alquiler, vamos era darle un respiro al comprador, darle tiempo a que pueda hacer unos ahorros o pueda buscar un banco que le diese una hipoteca para hacer frente a la compra del inmueble una vez pasado el periodo de alquiler, y claro, le poníamos un parche a la crisis por las dos partes.

Estamos hablando de inmuebles pero algo similar ha pasado con terrenos, es decir con parcelas y fincas.

Alquiler con Opción a Compra, beneficios e inconvenientes

Beneficios: Como hemos dicho anteriormente en el análisis que realizábamos el beneficio del alquiler con opción a compra era evidente, estábamos poniendo una pequeña solución, un parche a la oscura situación inmobiliaria, así el comprador se beneficiaba de que tenía unos años para ahorrar, o para buscar financiación mientras ya podía vivir desde el minuto uno en el inmueble deseado, por otra parte el vendedor se beneficiaba de que ese inmueble ya estaba medio colocado, estaría recibiendo un dinero mensualmente por el alquiler sabiendo que una vez finalizado el periodo del contrato o se quedaba dicho dinero del alquiler o el comprador terminaba de pagarle el precio acordado por la venta.

Inconvenientes: Aquí tenemos que indagar un poco más, porque si partimos que el contrato se realiza con el consentimiento de las dos partes, se supone que no debe de haber ningún tipo de inconveniente, pero sin embargo sí que puede haberlo, y la parte que más ventaja tiene (desde mi punto de vista), es la parte compradora, me explico, vamos a poner el ejemplo de un contrato de alquiler con opción a compra para tres años, bueno durante tres años la parte compradora está pagando mensualmente la cantidad acordada y por supuesto hay un precio de venta acordado por las dos partes, durante tres años puede pasar de todo, es decir, imaginemos que el mercado inmobiliario sube y lo que hace tres años pactaste con un precio ahora mismo podrías sacar bastante más, pues esa sería la ventaja del comprador, como en su día pacto un precio y eso está en el contrato se tiene que cumplir y el comprador termina con un inmueble a muy buen precio, según el mercado actual (tres años después de haber firmado el contrato de alquiler con opción a compra), pero, ¿Qué ocurre si es al revés?, es decir, si el mercado sigue cayendo y el precio pactado después de tres años es excesivo para cómo está el mercado actual, pues muy sencillo, el vendedor no puede hacer nada, si el comprador quiere hacer efectivo el derecho de compra, lo puede hacer, pero si llegado el momento el comprador no quiere comprar el inmueble, pues a la finalización del contrato el inquilino abandona el inmueble y el comprador se queda con lo pagado como alquiler, pero vuelve a quedarse con el inmueble.

Alquiler con Opción a Compra, ¿a quién beneficia?

La respuesta no es sencilla, porque todo depende de la tendencia del mercado, pero a priori vamos a decir que suele beneficiar a la parte compradora, por eso lo que se suele hacer es poner un alquiler un poco más elevado que el alquiler normal, porque si llegado el momento y la parte compradora no quiere realizar su derecho a compra, por lo menos que haya pagado un poco más por el tiempo en el que ha estado alquilado, pero claro como partimos de que cuando se realizan las condiciones del contrato de alquiler con opción a compra, las dos partes tienen que estar de acuerdo, volvemos a la casilla de partida, dependiendo de la necesidad del dueño en la venta y del mercado en general, si no encuentras viviendas para alquilar o comprar es lógico que el vendedor apriete al comprador, pero si es todo lo contrario será el comprador el que apretara al vendedor.

Resumiendo todo se mueve por la ley de la oferta y la demanda, a mayor demanda que oferta, los precios se disparan, pero a menor demanda que oferta, los precios pueden llegar a estar por los suelos.

Alquiler con Opción a Compra, estudio final

Podemos decir que el alquiler con opción a compra es una modalidad que salió en tiempos donde tenían que inventar algo para intentar colocar inmuebles que partían del exceso de oferta para la demanda de esa época, por lo tanto dicha modalidad de alquiler y venta hizo que muchos inmuebles pudiesen ser vendidos, que con las dos modalidades de antes no podía ser colocado, además hay muchos propietarios que no quieren alquilar por miedo a que el inquilino no responda correctamente y les hagan alguna destroza o simplemente que no paguen, con un contrato de alquiler con opción a compra ese miedo disminuía muchísimo.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *